Centros

meditation.jpg
Dios tiene un Barco Dorado,
y tú eres ese Barco.
Dios tiene una Costa Dorada,
y tu sonrisa de satisfacción
es esa Costa.